El testamento en línea se abre paso

La COVID-19 ha contribuido a extender la digitalización de trámites que se resistían aún a internet, como es el caso del testamento en línea

testamento online
Índice
Leer más

Nos guste más o menos la idea, tarde o temprano llega el momento de poner por escrito nuestras últimas voluntades, un trámite que es realizado por el 60% de los españoles, según el Colegio de Notarios de Cataluña. El testamento online nos permite escoger a quién dejamos nuestros bienes y decidir cómo queremos que sea nuestro entierro, por ejemplo.

Internet nos facilita dar este paso tranquilamente y cómodamente desde nuestras casas gracias al que se conoce como testamento en línea. Es una modalidad que ya existía antes de la pandemia, pero cuyo uso se ha extendido con la crisis sanitaria provocada por la COVID-19. 

El testamento online tiene el mismo funcionamiento y validez que el tradicional. Son, de hecho, lo mismo. La única diferencia es que el primero escrito desde casa con la ayuda de un experto y a través de un formulario en línea. 

Se trata todavía de un gran desconocido, pero su uso va en aumento a medida que las generaciones más digitalizadas van envejeciendo. Las compañías son muy conscientes de ello y por ello cada vez más apuestan por innovar y ofrecer el servicio de testamento online. ICEA (Investigación Cooperativa entre Entidades Aseguradoras y Fondos de Pensiones) estima que el 88,5% de las compañías de decesos ofrecen la posibilidad de hacer un estamento en línea

testamento online
Fuente: ICEA

Los pasos para realizar el testamento online

  1. En primer lugar, es necesario contactar con una empresa que realice testamentos digitales en línea. Basta con hacer una simple búsqueda en internet para encontrar decenas de opciones. Lo más habitual, sin embargo, es contactar con la compañía o compañías de seguros con las que ya se trabaja. 

  2. El testamento online suele requerir de la cumplimentación de un formulario o formularios iniciales.

  3. La compañía asigna un experto a la persona interesada para que le ayude en la cumplimentación de dichos formularios y a quien poder realizar consultas en caso de duda.

  4. Cuando la compañía dispone de toda la información, un abogado especialista procede a la redacción del testamento. 

  5. Una vez redactado y validado, el testamento debe ser firmado ante notario. Otra opción es reescribir el testamento a mano (de puño y letra), copiando literalmente el texto y haciendo constar el día, mes y año junto a la firma, lo que da lugar al que se conoce como testamento ológrafo. Con esta última opción no es necesario acudir a la notaría a firmar. 

Ventajas e inconvenientes de realizar el testamento por internet

La primera ventaja es la comodidad de poder realizar el trámite desde casa, tranquilamente y sin presiones. Además, el testamento en línea tiene un precio muy competitivo, que suele situarse a partir de los 50 euros, en función de la compañía escogida. Es una tarifa que suele ser cerrada, sin sorpresas a no ser que se contraten servicios extra. En DKV, lo tenemos incluído en nuestra póliza de decesos, sin sobrecoste para el asegurado.  

Respecto a la seguridad y privacidad del proceso, las compañías están preparadas tecnológicamente para garantizar, en todo momento, que se respecta la confidencialidad del documento. Por otro lado, al igual que en el testamento tradicional, el digital también permite la introducción de modificaciones y actualizaciones si así se desea, lo que suele ser bastante habitual. Aplicar cambios en el testamento online puede suponer sobrecostes, pero también los supone en la versión en papel

A priori, el único inconveniente del testamento en línea es que el testamentario no pone cara, al menos físicamente, a las personas especialistas que le ayudan en la redacción del testamento. 

Los distintos tipos de testamento existentes

  • El testamento ológrafo: es el realizado de puño y letra por el testador. No requiere ser firmado ante notario ni ser presentado en ningún registro público, con lo que no tiene ningún coste económico asociado. Eso sí, para tener validez debe reunir una serie de requisitos, como ser escrito en su totalidad por el testador, contener su firma y la fecha en que se otorga. Al no haber constancia legal alguna sobre su existencia, existe el peligro de que es extravíe o sea sustraído, con lo que nunca llegarían a cumplirse las últimas voluntades escritas en él.

  • El testamento cerrado: en esta modalidad, el testador entrega el testamento al notario en un sobre o envoltorio cerrado para que este lo autorice. Una vez autorizado, el testador puede conservarlo, entregarlo a una tercera persona para que lo guarde o dejarlo depositado en los archivos notariales. Se corre el riesgo de que el documento sea inválido, puesto que al desconocer el contenido del testamento, el notario no puede indicar si el testamento es correcto o no legalmente.

  • El testamento abierto: es el más utilizado. A diferencia del cerrado, en este caso se otorga el testamento al notario de forma abierta para que lo valide y conserve. Es el más seguro de todos, puesto que el riesgo de extravío o pérdida es mínimo. 

  • Los testamentos especiales:

    • En peligro de muerte: en casos de peligro inminente de muerte (por una guerra, una catástrofe climatológica o un accidente, por ejemplo), se puede hacer testamento en presencia de cinco testigos sin que sea necesaria la presencia de un notario. 

    • En peligro de epidemia: si se programa de manera oficial una epidemia por un virus o una infección, cualquier persona puede otorgar testamento sin la intervención de notario, únicamente con tres testigos mayores de 16 años. 

    • Testamento militar: está pensado para que en caso de guerra, cualquier militar o personal al servicio del ejército pueda otorgar testamento sin necesidad de un notario. En estas circunstancias pueden testamentar ante un oficial que tenga al menos la graduación de Capitán, o ante el capellán o médico que le asista si se encuentra enfermo.

    • Testamento marítimo: en plena mar, se puede también dejar escritas las últimas voluntades. En estos casos, el testamento es custodiado por el comandante en los buques de guerra y por el capitán en los buques mercantiles, quienes deben mencionarlo en el Diario de Navegación y entregarlo cuando lleguen a puerto. 

    • En el extranjero: los españoles pueden hacer testamento fuera de España, según la legislación del país en que se encuentren, pero una vez en España se aplicará la legislación española. Esto implica, por ejemplo, que un testamento mancomunado (de dos o más personas) no será válido aunque sí lo fuese en el país de redacción del documento. 

testamento online
Infografía: cómo funciona el testamento online

Sea en mar o en tierra firme, dejar por escrito las últimas voluntades es la mejor forma para que se cumplan. El testamento en línea allana el camino hacia este trámite, facilitándonos su realización desde casa. Otra ventaja más de la digitalización.

 

Lorena Farràs

Ocultar