Talleres de cocina

En colaboración con Ayuda en Acción y la fundación Alicia

La malnutrición y una de sus caras, la obesidad, afectan más a las clases socioeconómicas desfavorecidas y tiene graves consecuencias en la infancia, tanto a nivel médico como psicológico y emocional.

La apuesta de este proyecto de colaboración con Ayuda en Acción y la fundación Alicia se centró en promover el trabajo comunitario, y en incidir en la fase educativa como base para combatir la pobreza, la exclusión y la desigualdad.

La colaboración entre Ayuda en Acción y DKV consolidó el trabajo realizado en las otras ediciones anteriores, dados los resultados positivos y el impacto generado en Aragón (Zaragoza) y Catalunya (Cornellà del Llobregat).

Talleres con una propuesta de ámbito comunitario

Las actividades no incidieron únicamente en el alumnado (de primaria y secundaria) sino también en el profesorado, en las familias y en las entidades desarrollando, así, todo el potencial educativo de la comunidad e incrementando el trabajo colaborativo en torno a una temática tan importante y transversal como son los hábitos de vida saludables.

El proyecto dotó de formación y herramientas de promoción de la salud y los hábitos saludables tanto a los y las estudiantes como a las familias en riesgo de exclusión social, donde adquirieron conocimientos básicos y adecuados sobre alimentación y salud.

El Programa “Hábitos alimenticios y vida saludable para niños, niñas y familias en riesgo de exclusión social en España” ha incluido un total de 33 talleres sobre hábitos saludables, donde los participantes han aprendido, a través de charlas y demostraciones culinarias, la importancia de alimentarse de forma equilibrada o del ejercicio físico regular, así como pautas para cocinar de manera saludable, entre otros contenidos, y han podido poner en práctica todas las recomendaciones y consejos.

De los 33 talleres impartidos, 9 se han desarrollado en 2 escuelas de Zaragoza, donde han participado 192 niños y niñas en riesgo de exclusión social; 16 han tenido lugar en 5 escuelas e institutos de Cornellà de Llobregat (Barcelona), además de 1 taller para familias sobre cocina de tradiciones saludables y 1 taller para profesorado sobre educación en la alimentación, con una participación total 200 personas; y 6 se han desarrollado en una escuela y un instituto de Santa Coloma de Gramanet, con 170 niños y niñas participantes.

El proyecto, que da continuidad a la colaboración entre DKV y Ayuda en Acción y consolida el trabajo realizado en las anteriores ediciones, contempla una propuesta de ámbito comunitario, impulsando la colaboración entre diferentes actores del territorio. Así, las actividades no inciden únicamente en el alumnado (de primaria y secundaria) sino que trabajan también con el profesorado, las familias y  las entidades, desarrollando así todo el potencial educativo de la comunidad e incrementando el trabajo colaborativo en torno a una temática tan importante y transversal como son los hábitos de vida saludables.